Tiempo de lectura: 2 minutos

¿Tiempos de crisis? Posiblemente, pero comencemos por llamarlo tiempos de cambios para la humanidad. Y ante esto, no dejemos que nuestro cerebro reptiliano tome control de nosotras.

El neurocientífico Paul MacLean tiene una teoría que habla del cerebro humano compuesto por tres cerebros. Él habló acuñó el término cerebro triúnico, que consiste en el complejo reptiliano, el sistema límbico y el neocórtex. En esta ocasión nos centraremos en el cerebro reptiliano, que está enfocado en actuar por instinto y ante una situación nos pone en alerta para huir, atacar o paralizarnos. Son precisamente estas acciones las que nos pueden dominar ante esta crisis mundial.

Ejemplos claros de este comportamiento de salir huyendo lo veos con aquellas personas que se precipitaron a sacar su dinero de todas las inversiones o comprando todo lo que podían en el supermercado. Sí, claro que hay que prevenir, pero los excesos como las compras compulsivas son ejemplos de ataque. También se manifiesta con quienes tienen detenido su negocio y en este tiempo no han tomado decisiones. Es un indicio de su cerebro en modo de parálisis.

Las crisis pueden presentarse como oportunidades que llegan a decirnos que a lo mejor el negocio o la vida no era por donde caminábamos. Tal vez sea momento de transformarnos, diversificar fuentes de ingreso, detener el tiempo y volver a conectar con nuestra esencia.

¿Qué podemos hacer?

Si estamos en un negocio que se está deteniendo al 100%, tal vez podemos renegociar con proveedores y planear estrategias de aquí a 6 meses. Sin embargo, si dejas que el pánico tome el control de tus acciones, en lugar de crecer, te harás chiquita y cada vez más chiquita. Por qué no pensar en invertir para hacer crecer tu negocio de manera distinta y poder afirmar tu expansión en estos momentos.

¿Qué pasa en la economía?

A diferencia del 2008, donde la crisis nació debido al exceso de créditos hipotecarios otorgados por los bancos y fueron estos los primeros en ser afectados y entrar en quiebra, la crisis actual está impactando directamente al portafolio de acciones o bien dicho a las empresas. Todas se están viendo afectadas de alguna u otra manera provocando que todos o los que tenían su dinero invertido en ellas perdieran o bajaran sus inversiones.

Y entonces ¿cómo podemos responder a esto?

No hacer nada (parálisis).

Salgo corriendo con mis inversiones e huyo con mi dinero (huir)

Hago compras compulsivas o inversiones a largo plazo (atacar)

Somos personas cambiantes, podemos crecer y aplicar los conocimientos, usar las herramientas, aplicar menos preocupación y más ocupación.  Aquí te dejo algunos tips del cómo sí

Ayudando a los demás: ¿Cómo podemos ayudar para que la gente sea afectada lo menos posible? ¿Podemos ofrecer algún trabajo adicional?

¿Miedo? Posiblemente sí, pero úsalo a tu favor. ¡Úsalo para aportar valor a otros, para ser generoso, para ayudar a los demás!

Tiempo. Ayuda con tu tiempo y tu afecto. Hay gente que solo quiere ser escuchada. ¡Escúchala!

Esfuerzo. Haz un esfuerzo distinto, ¡sal de la media!

Valor. Ofrece una propuesta de valor a tu trabajo

Sí, cuídate en tu alimentación, en tu mente y en tus finanzas y ¿por qué no? Sé un faro de claridad para otros. No dejes que el cerebro reptiliano tome control de ti, tú eres la protagonista y capitana de tu vida.

Karla Selene López

Empresaria y emprendedora mexicana de 32 años de edad. Es financiera y cuenta con un master en su pasión que es la Educación que la ha llevado a colaborar en diseños curriculares para la educación de niños, jóvenes y adultos. Cuenta con más de 10 años de experiencia en el ámbito de los negocios y ha participado en negociaciones con empresas americanas, europeas, asiáticas y centroamericanas por temas de construcción, comercialización, nuevos proyectos y educación continua. Actualmente reside en Monterrey Nuevo León y se encuentra impactando la vida de mujeres y jóvenes por medio de sus artículos, cursos y conferencias.

Karla Selene López – who has written posts on Ladrona de frases.


¿Te gustó? Compártelo en tus redes